Lectura de la Videncia Tarot en una Consulta

La videncia o la lectura del tarot es un método de adivinación que resulta ser realmente efectivo para descubrir cualquier tipo de situación por la cual se puede ver afectada una persona, puesto que se trata de la adivinación del presente, del pasado o del futuro de una persona, lo que resultará ser de gran ayuda para que la persona pueda entender acontecimientos que sucedieron en su vida, así como eventualidades que se le están presentando en la actualidad o sentirse preparado y alerta para poder manejar de manera correcta aquellas eventualidades que se pueden presentar en un futuro cercano o lejano, lo que convierte a la Videncia Tarot en una muy buena herramienta que es completamente útil para que la persona entienda y solucione todos aspectos de su vida que se están viendo afectados, así como también poder comenzar a solucionar sus problemas y darle un giro a su vida para que la misma tenga un mejor rumbo.

¿Cómo funciona la Videncia Tarot?

Videncia Tarot

La videncia tarot se encarga de englobar ambos métodos de adivinación para proporcionarle a la persona la información suficiente para que la misma logre encontrarle sentido a esas difíciles eventualidades que puede estar presentando y se trata de un sesión en la cual vidente o lector de tarot se preocupará primeramente por hablar con la persona para saber que es exactamente lo que esa persona desea conocer y una vez que el tarotista sabe lo que debe intentar descubrir puede darle inicio a la sesión, para lo que comenzará con el establecimiento de una conexión con los arcanos, las presencias o los espíritus, puesto que este es quizás el paso más importante en vista de que estas presencias serán las responsables de revelar aquello que se desconoce, lo que provoca que el vidente intente establecer una conexión muy fuerte que lo ayude a realizar la sesión sin que se produzca ningún tipo de interrupción que corte la conexión. Así que luego de que el lector de tarot ha establecido una conexión fuerte con los arcanos, las presencias o los espíritus podrá dar inicio a la sesión, lo que hará tomando la baraja de naipes o cartas de tarot, ya que las tendrá que barajar para poder comenzar a colocarlas sobre la mesa y realizar la tirada que crea conveniente para la obtención de toda la infamación que el vidente desea conocer.

Cuando el vidente comience a colocar las cartas de tarot sobre la mesa, podrá comenzar a realizar la interpretación de todos los detalles, las imágenes, las figuras o dibujos que se encuentran impresos en dichas cartas debido a que es necesario que el vidente ponga suficiente atención en cada uno de los detalles para no omitir información al cliente. Después que el cliente ha logrado terminar con la tirada de las cartas, comenzará a decir el significado de cada carta para el cliente, lo que realizará con cuidado y con mucha prudencia o sutileza dependiendo de lo que estas cartas hayan revelado, ya que en muchas ocasiones se puede llegar a obtener alguna revelación que sea un poco fuerte o impactante para el cliente, por lo que se debe tener suficiente amabilidad al momento de comentar la adivinación con el cliente.

Sin embargo, no todo se basa en la lectura de las cartas del tarot, puesto que a medida que se va desarrollando la sesión es posible que el vidente logre tener algunas visiones, las cuales estarán relacionadas con algún suceso de la vida de la persona, por lo que mientras realiza la lectura de las cartas es posible que a la mente del vidente llegue algún mensaje, pero de igual manera es posible que a la mente del vidente lleguen una serie de imágenes que funcionará como fotografías que éste describirá al cliente para que el mismo logre ubicar ese momento específicamente y saber que relación tiene ese preciso momento con las eventualidades que la persona puede estar viviendo, aunque también cabe la posibilidad de que el vidente tenga una visión completa, es decir, que por su mente pase el fragmento de algún momento en especial que haya marcado significativamente la vida de la persona, puesto que es posible que las espiritualidades o presencias se sientan cómodas trasmitiendo de manera directa el mensaje con el vidente, por lo que éste se desconectará durante algunos segundos de la sesión en vista de la visión que está teniendo, la cual posteriormente narrará a la persona para que ésta logre localizar el momento narrado por el vidente y encontrar la raíz de las eventualidades que se están presentando en su y encontrar una solución razonable y sencilla que no lo perjudique en absoluto.

¿Cómo influye la videncia en el tarot?

La videncia en ocasiones puede llegar a intervenir en la tirada de las cartas del tarot ya que se trata de dos métodos de adivinación que de cierta manera se complementan entre sí, así que existe la posibilidad de que cuando un vidente de tarot está realizando la tirada o la lectura de las cartas, lleguen a el diferentes mensajes, los cuales podrá obtener gracias a que las espiritualidades envían estos mensajes a su mente. Pero también está la posibilidad de que el vidente tarot tenga algunas visiones simples, como lo son la llegada de diferentes imágenes a su mente, ya que las mismas funcionan como fotografías de los momentos cruciales de la vida de las personas, lo que le da la oportunidad al vidente de describir la imagen para la persona y que ésta pueda saber el momento exacto en el que sucedieron las cosas que lo pueden estar afectando en la actualidad. De igual manera es posible que el vidente pueda obtener visiones más completas cuando las espiritualidades se sientan a gusto con el, puesto que cuando la conexión espiritual llega a su mejor punto, las presencias pueden trasmitirle al vidente ciertos fragmentos que se relacionan exactamente con los sucesos, por lo que el vidente describirá con detalles la visión que ha tenido para que el cliente pueda descubrir la raíz del problema y solucionar la consecuencias del mismo.

Posts relacionados